Volver a Insights

Extras

Robin Copland

BMW solía hacerlo. También Mercedes. Hasta donde yo sé, Porsche y Ferrari siguen haciéndolo. Y luego están las líneas aéreas "low cost", que lo han vuelto a poner totalmente de moda.

Suele empezar con una página inicial muy atractiva, en la que aparece una cifra muy muy baja. Mientras escribo estas líneas, la cifra es 10€. La palabra "oferta" aparece por algún lado, y uno no puede resistirse a hacer click. La combinación de las palabras "vuelo" y "10€" es irresistible.

El vuelo en cuestión es un Edimburgo - Memmingen. Vivo en Edimburgo, y lo cierto es que nunca había oído hablar de Memmingen pero bueno, por ese precio, ahí vamos. Le doy al "enter". Ah, se me olvidaba hacer click en "acepto las condiciones". Allá vamos.

La siguiente página es un control de seguridad. Las palabras "puppy" y "love" aparecen en una imagen y tengo que reescribirlas en un formulario. Hago lo que me piden y aparecen todos los horarios de los vuelos a Memmingen (descrito como Munich Oeste). Al mismo tiempo, y sin pedirlo, se me abre una ventana con ofertas de hoteles en la zona. La cierro, intentando concentrarme en la reserva de mi vuelo. Quiero pagar con tarjeta de crédito, y el precio sólo se incrementa hasta los 12€. Aceptable. Lo selecciono y le doy a siguiente.

Me pregunta si quiero llevar equipaje. Por supuesto que quiero. Las opciones son 15 kg. por 15€ y 20kg por 25€ (¿por qué sube tanto por 10kg…?). El precio asciende ya a 37€, sin pestañear.

No me gusta hacer colas, así que la prioridad de embarque me parece una buena idea. Además, así puedo seleccionar el asiento. Sólo son 5€ más, así que lo selecciono. Estamos ya en más de 40€.

El seguro. Soy precavido, así que esto me parece importante. El precio asciende ya a 61€. No me cuadran los precios, y me doy cuenta de que el recargo por la tarjeta de crédito ha ido subiendo conforme añadía cosas.

Me pongo a seleccionar el asiento y veo que el precio baja ligeramente, porque estaba ya incluido con la prioridad de embarque. De acuerdo. Estoy empezando ya a cansarme así que le doy rápidamente al botón de "continuar". Me preguntan a ver si quiero recibir un aviso por SMS. Parece interesante, así que lo selecciono, por 1,70€. Vuelva a aumentar el sobrecargo por tarjeta de crédito. Vaya, ahora veo que me cobran dos veces la tarjeta de crédito. Debe de haber ocurrido cuando he añadido el seguro.

Siguiente. No, no quiero alquilar un coche. Siguiente. Bueno, sea como sea, la tarifa inicial eran 10€ y ahora veo en mi pantalla la cifra de 68€. Esta táctica se llama "Extras".

Un poco molesta, la verdad, pero muy útil si crees que el acuerdo al que has llegado con la otra parte es demasiado bajo. "Perdona, ¿te he dicho que la tarifa no incluye los gastos de viaje, verdad?" Ese tipo de cosas, una buena forma de atraer a los despistados. Lo cierto es que 68€ sigue siendo bastante barato, ¡aunque no tanto como 10€…!

 

Robin Copland

Robin Copland
Más de Robin Copland:
Cuestión de Tiempo
Alternativas
Volver a Insights

Suscríbete a nuestro blog

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy Policy and Terms of Service apply. We value your privacy. For more information please refer to our Privacy Policy.