En Desacuerdo Con La Gracia

Publicado: jun. 23 , 2016
Autor: David Bannister

Estoy escribiendo este blog tan sólo dos días después de que el Reino Unido se sorprendiera por la noticia de que un miembro del Parlamento fuera asesinado en una calle de su circunscripción en la que nació y se crió. Jo Cox era, todo el mundo está de acuerdo, un Parlamentario de principios muy querido y respetado que representaba una circunscripción culturalmente diversa, donde las personas de todas las religiones y credos están unidos en el dolor y respeto que muestran por ella.

Entre los muchos tributos hechos en el poco tiempo transcurrido desde su muerte, recuerdo uno de ellos especialmente. Jo Cox era una defensora y activista, que trabajo para Oxfam, viajando y trabajando extensamente en muchas áreas del mundo en conflicto. Era una defensora valiente en temas de refugiados. El homenaje que recuerdo especialmente fue este: “Jo podría estar en desacuerdo con la gente sin ser desagradable”. No muchos de nosotros logramos gestionamos bien las cosas que creemos firmemente.

Ese comentario notable vino a mi mente cuando leía un artículo acerca de la próxima  iglesia sínodo de Inglaterra (una especie consejeros en decisiones de alto nivel para la iglesia en todo el mundo). La iglesia de Inglaterra ha sido dividida por muchos desacuerdos en los últimos años, ya que ha revisado su posición doctrinal tradicional a la luz de los acontecimientos modernos y los cambios culturales. El actual se refiere a la homosexualidad y, en particular, el matrimonio homosexual, que la iglesia no aprueba, en principio, pero el rango de opiniones sobre este tema es amplio y aparentemente irreconciliable.

Para ayudar a su debate en el sínodo, la iglesia ha publicado un breve documento escrito por un facilitador y mediador y se llama “Gracia y Diálogo” – que comparte conversaciones sobre temas difíciles. Se puede ver en www.churchofengland.org. En Scotwork utilizamos los términos “Persuasión y Dialogo Negociador” pero nos referimos a las mismas cosas. El documento sugiere que el desacuerdo puede ser divisivo, destructivo y peligroso para nuestra salud, tanto individual como colectivamente. Es importante destacar que se puede disimular las diferentes cosas en las que se está de acuerdo. Hay, dice, muchos grados de desacuerdo.  Por otra parte se identifica el hecho de que es fácil de olvidar, cuando estamos constantemente acosados por las diferencias, que tenemos que ponen en mutuo acuerdo. Se define el “diálogo” como una conversación formal que alienta sistemáticamente a la gente a entenderse unos a otros y responde de una forma honesta y abiertamente, y valora lo que otros dicen, incluso cuando no estamos de acuerdo con ellos. El diálogo se desarrolla conscientemente de una manera que nos ayuda a respetar entre nosotros y a recordar lo que tenemos en común a pesar de nuestras diferencias. He parafraseado, pero estoy seguro que usted entiende el significado. Una conclusión que vino a mi mente fue: “Hay pocos incentivos para recordar nuestros puntos en común, cuando se intenta ganar demostrando que estas en lo “cierto”. Esto puede resultar en ataques personales contra otros, menospreciar sus argumentos y, a veces usando hechos, pruebas y la interpretación de forma selectiva.

El documento describe el diálogo con cierto detalle. Los aspectos más destacados de la descripción son los que el diálogo es de colaboración y desarrolla la comprensión mutua, que amplia puntos de vista, evalúa las hipótesis para comprobar su validez, fomenta activamente la reflexión, anima a la gente a explorar las necesidades, los intereses y los valores, pone de relieve los aspectos comunes y se basa en los puntos fuertes compartidos. La persuasión, por supuesto, ha ce lo contrario, el cierre de la mente, endurece el corazón y pone de relieve los defectos y debilidades en las posiciones de los demás.

La gracia y el diálogo es un documento simple, corto de leer. Su propósito puede ser evitar la confrontación innecesaria en las discusiones difíciles que la iglesia tiene por delante, pero sus sugerencias y recomendaciones fundamentales tiene relevancia para todos los que se ocupan de la resolución de conflictos. La comprensión de los demás, buscando el consenso y la identificación de estos puntos fuertes “compartidos”, mientras que sin dejar nuestros principios en la puerta de la discusión es un gran desafío cuando no estamos de acuerdo unos con otros.

Si, dentro de su considerable herencia, Jo Cox es capaz de ayudarnos a todos a recordar el no abandonar nunca nuestros principios, pero siempre estar en desacuerdo sin ser desagradables, entonces debemos imitarla: esto sería un tributo duradero a una vida de principio, contada de una forma cruel e incomprensible.

 

David Bannister


COMPARTIR

David Bannister.jpg

Sobre el Autor:

David Bannister
My background is human resource consulting, I am a former KPMG consulting partner and head of global HR development with the firm. I began my interest in negotiating as an industrial relations specialist in the early part of my career and have spent many hours with trade union representatives practising what I now preach! I am also a coach and use these skills in my work with Scotwork’s clients.

Leer más sobre David Bannister

Más artículos de David Bannister

Último Blog:

DUPed

Dos son compañía; 27 es una multitud. Puede ser complicado negociar con una sola parte, pero cuando hay 27 intereses divergentes en el otro lado de la mesa, se vuelve aún más difícil. Eso es solo parte del desafío que el gobierno del Reino Unido tiene en sus negociaciones Brexit. En la mayoría de las negociaciones, el negociador no está negociando para su propio beneficio; casi siempre representan una coalición de intereses. Si esa coalición está unida en su mandato al negociador, entonces él o ella pueden tener muy poco margen de maniobra. Cualquier concesión más allá del mandato tendrá que volver a la coalición para su aprobación. Sin embargo, si hay desunión entre la coalición, entonces la habilidad del negociador para llegar a un acuerdo es fatalmente defectuosa…

Último Tweet:

Scotwork España, S.L.
C/Hernani, 57, Bajo Oficina 3
Madrid
28020
España
(+34) 914 354 999
info.es@scotwork.com
Síguenos
cpd.png
voty2016_sign_gold.png